Euro Sub 21 Polonia 2017

Gabriel Jesús por Ernesto Ibáñez

07 septiembre 2015

Los pequeños retoques de Rudi García

La AS Roma camina con paso firme




El equipo romano ha comenzado la temporada con paso firme, no sin cosas a mejorar, pero con nuevas ideas, sobretodo en ataque. Me ha gustado como el entrenador francés, Rudi García, ha transformado el ataque y como se ha adaptado a las bajas en defensa. Hablo de transformación pero no completa, es decir, el patrón de juego se mantiene sin apenas un ápice.

La temporada pasada vimos una Roma con altibajos, con varias bajas y a veces con excesiva dependencia en la figura de Gervinho. De hecho, muchas veces estuvo escasa de gol y nos hemos acostumbrado a ver al gran capitán, Totti, verlo jugar de falso 9. Como cambian los tiempos. Quien iba a decir que Totti llegaría a estas alturas ha ser pieza clave y encima de referencia en ataque. Por él no pasan los años.

En la zona defensiva hemos visto como se han marchado jugadores importantes como Holebas y Yanga pero eso no ha mermado dicha línea. Torosidis, Manolas y Castan son suficiente para aguantar bien el pulso de la Serie A. Además, hemos podido comprobar que Florenzi, el gran comodín de García, se a punta a todo. De momento, esta jugando de lateral derecho y la verdad que no lo ha hecho nada mal partiendo de la idea que es un jugador más ofensivo que defensivo. Prueba de ello es el golazo que marcó ante el Verona en la primera jornada de liga. En portería, se ha asentado con fuera el ex portero del Arsenal, Szczesny. El polaco esta siendo clave y puede que De Sanctis este casi obligado a esperar su oportunidad desde el banquillo. Buen fichaje.

En ataque lo que más me ha gustado es ver como con sólo tres movimientos, ha conseguido eliminar la dependencia de la temporada pasada y de paso ha dado más rapidez y calidad a la zona ancha. Salah ofrece desborde, juego por fuera, polivalencia y sobretodo gol. En cuanto a Iago Falqué, es un media punta o segundo punta que se ha adaptado a jugar por la banda izquierda al estilo Ljanic, el cual ya no esta en el equipo. No es titular indiscutible pero da ese necesario plus para partidos cerrados. La guinda la ha puesto con el fichaje de Dzeko. El gigantón es un delantero muy completo que ofrece juego de espaldas, poderío por arriba, mucho gol y sobretodo una gran referencia en ataque.

He visto los dos partidos de la Roma hasta la fecha, frente al Verona y la Juventus, con un empate y una victoria. Nada mal para comenzar pese al pequeño tropiezo de empatar ante un rival teóricamente menor pero duro como una roca. El juego ha ido de menos a más y falta ver si podrán mantenerlo pero de algo estoy seguro, el ataque ya no será cosa de Gervinho, sino más bien del mismo Gervinho junto a Dzeko y Salah. Un trío que puede dar grandes alegrías a la capital.

Los movimientos por dentro de Salah dejando que Florenzi ocupe esa banda, las internadas de Pjanic o Naingolan por el carril central, las ayudas de Dzeko bajando balones, el desborde de Gervinho y la calidad técnica de Falqué. Así se presenta esta Roma en la temporada 2015-2016.