Euro Sub 21 Polonia 2017

01 febrero 2015

Un duelo de grandes para volver a brillar

El Dortmund mejoró en defensa para empatar a cero ante el Leverkusen




La Bundesliga esta de vuelta y tras la sorpresa del batacazo del Bayern de Munich ante el Wolfsburgo, ni yo mismo me lo creí, tocaba ver otro duelo de esos que se dicen clave. Hablo del Leverkusen - Dortmund. Dos equipos grandes con diferentes trayectorias en la actual temporada pero con ganas de seguir mejorando.

De entrada me gustó que el Leverkusen no renuncie a nada pese a la férrea defensa que puso Kloop. Los amarillos no podían perder en su vuelta a la Bundesliga ya que la primera vuelta ha sido desastrosa y parten desde el último puesto. La defensa era lo primero para volver a construir el equipo y así fue.

Un esquema ya clásico, eso no se cambia, donde hay una línea de cuatro defensas con Schmerzel, Hummels, Sokratis y Piszczek. Doble pivote con Sahin, que volvía a ser titular, y Ginter que debía hacer el trabajo sucio de barrer todo acercamiento. En ataque una línea de tres justo por detrás del punta italiano Inmobile. Reus, Kampl y Großkreutz

Claramente el Dortmund buscaba las contras, la velocidad, los errores del contrario. Esperando atrás, agazapado sin dejar huecos que pudieran dar una facilidad al Leverkusen. Si os fijáis, dejo en el banquillo a jugadores más dinámicos como Aubameyang, Kawaga y Mkhitaryan. Tres jugadores con más peso ofensivo pero con poco trabajo para defender. Claramente, el salir con Ginter, Kampl en banda y sobretodo con Großkreutz, dejaba claro que quería trabajo en el medio campo.

El Leverkusen salía con todo con la excepción de Son, que estaba aun en la Copa Asía con Corea del Sur, y Kruse que también lo estaba pero con Australia, recientemente campeona del torneo.

Doble pivote de trabajo, idéntico pensamiento que su homologo en el banquillo contrario. Castro y Bender eran la pareja. Dos medios posicionales que intentaban tapar a Reus y compañía. En bandas se veía el ya clásico Bellarabi y Drmic que suplía la baja de Son. El delantero no estuvo bien y se le notó incomodo en banda izquierda. Arriba, la referencia seguía siendo Kiebling con la ayuda en la posición de enganche de Calhanoglu.

El Leverkusen lo apostaba todo por la banda de Bellarabi


El equipo de Schmidt lo apostaba todo por la banda derecha de Bellarabi. Era lógico que el juego fuera por las bandas, su mejor baza. El extremo fue de lo mejor y puso en jaque a Schmelzer durante todo el partido. Varias internadas y posteriores centros fue lo más destacado en un encuentro que no brilló por ocasiones claras.

El partido era demasiado tosco y Calhanoglu, Drmic y Kiebling apenas se les pudo ver. Por si fuera poco el medio centro no se acercaba al ataque y se hacía demasiado previsible. Los cambios dieron algo de vida.

Cuando se fue Calhanoglu, el esquema varió. Entró Rolfes para colocarse en el doble pivote junto a Bender y ello supuso ver a Castro más arriba enlazando con Kiebling. Las ofensivas eran más agresivas pero sin poder finalizar.

Buen debut de Kevin Kampl


Lo mejor del Dortmund aparte de no encajar un gol y por supuesto no perder, fue ver el debut de Kevin Kampl. El esloveno ex del Salzburgo, fue la gran novedad en el once inicial y no estuvo nada mal. Bien es cierto que partía desde la banda derecha, siendo una posición algo rara para él. Tal vez brille más de enganche. 

Dejó varios detalles de calidad como una ruleta, pases y sobretodo mucho sacrificio intentando recuperar balones en defensa. El medio tenía su gran oportunidad de brillar en un gran equipo y una gran liga. Sólo tuvo un fallo que apunto estuvo de costarle muy caro a su nuevo equipo. Un pase atrás supuso una peligrosa ocasión para el Leverkusen que no fue gol de milagro.

Hummels recupera la seriedad


Hay que destacar a un gran central que no estaba teniendo mucha confianza, tal vez por tal como va su equipo en esta temporada. Hablo de Matts Hummels. El internacional alemán recuperó su mejor versión y estuvo bastante centrado para hacer lo que mejor sabe, defender. Sólo le conté un fallo cuando dio un pase en horizontal hacía su compañero. El baló fue interceptado y pudo ser gol. Para suerte, todo acabó en un susto.

El mejor Hummels es la mejor noticia que puede tener Kloop y parece que va por buen camino. Otra cosa es que también recuperé otros efectivos importantes en defensa como Sokratis, Subotic, Schmelzer y Piszczek.

Mejor jugador: Bellarabi.

Brillando en la sombra: Kampl, Toprak y Hummels.

Peor jugador: Schmelzer.


Mejores jugadas