Euro Sub 21 Polonia 2017

Gabriel Jesús por Ernesto Ibáñez

20 diciembre 2012

Octavos de final en Champions League, de lujo

Señores, si la fase de grupos os pareció atractiva, ahora viene lo mejor, ahora viene los octavos de final con Milán - Barcelona, Manchester United - Real Madrid, PSG - Valencia y Oporto - Málaga.
Sin ninguna duda los cuatro partidos donde están los equipos españoles es del más alto nivel pero ahí no queda la cosa. También nos podremos divertir con el Sahkhtar - Borussia de Dortmund, Arsenal - Bayern de Munich, Celtic - Juventus y Galatasaray - Schalke 04.
El Real Madrid pagará el peaje de hacer una fase de grupos irregular siendo segundo y como resultado le toca uno de los máximos candidatos al título, el Manchester United. De sobra es conocido el potencial del ManU con Rooney, Nani, Van Persie, Giggs y compañía pero sin duda el morbo está en volver a ver a Cristiano Ronaldo en Old Trafford jugando ante el equipo que le dió la gloria.
El Barcelona le ha tocado un conocido enemigo venido a menos. El Milán no es lo que era y ahora tras las salidas de sus estrellas sólo le queda Pato, Robinho y El Sharawi como puntales. Un culé volverá al Camp Nou, el delantero Bojan volverá a Barcelona pero esta vez defendiendo la camiseta rossonera.
El Málaga le ha vuelto a tocar bailar con la más fea y no le queda otra que plantarle cara al gigante portugués, el Oporto. Hay que recordar que el Málaga ya le ganó a Zenit, Anderlecht y Milán, ¿otra victoria contra pronóstico?
Por último me queda el Valencia que aún habiendo evitado el Dortmund y la Juventus no lo ha hecho con el PSG. El millonario proyecto de equipo francés será el rival a batir y sin duda la clave es atar de cerca a Ibrahimovic. En defensa flojea y a parte de Thiago Silva, poco más tiene pero aún así es peligroso. El atractivo está en ver a Kevin Gameiro en Mestalla. El joven delantero estuvo a punto de fichar por el Valencia cuando aún estaba en el Lorient pero, en aquel entonces seleccionador francés, Laurent Blanc le aconsejo quedarse en la liga francesa para ir convocado por la selección y de ahí que fichara por el PSG.